Cómo cocinar sin tóxicos y de manera antiinflamatoria

Muchas veces os he comentado que para empezarme a encontrar mejor no cambié solo la alimentación. Siempre cuento que ha sido un cambio en el estilo de vida. Pero ¿cuáles son estos pilares para mí?

Alimentación adecuada para cada patología y de calidad.

Suplementación pautada por un profesional.

Descanso + buena gestión y reducción del estrés.

Ejercicio físico en la medida que se pueda.

Reducción de los tóxicos, utilizar los mínimos productos de higiene y belleza y todos ellos naturales (dejar de usar perfumes, pintarme las uñas 2 veces al año, no teñirme el pelo… entre otras).

Reducir los tóxicos en la cocina, no utilizar plástico de mala calidad, utilizar el microondas solo para lo imprescindible. Tener especial cuidado con los utensilios que cocinamos, silicona de buena calidad y sobre todo ollas y sartenes libres de tóxicos. De poco sirve comprar todo eco para después cocinarlo en una olla o sartén que desprende tóxicos.

Justo cuando inicié este cambio se cruzó en mi camino Marga, quién me enseñó a cocinar de una forma distinta, lenta, a baja temperatura, resaltando los sabores naturales de los alimentos y estando tranquila de saber que no van a pasar metales pesados o tóxicos a la comida.

Esta fue la manera con la que descubrí el mundo Saladmaster. Unas unidades de cocción revolucionarias que nos han cambiado la vida.

Son de acero inoxidable de la mayor resistencia y de una capa interna de titanio. El titanio es el material natural más biocompatible que existe (es el material utilizado para prótesis e implantes en seres humano) y es el más resistente a las reacciones químicas de las sales, ácidos y álcalis que se originan en la preparación de alimentos.

Su funcionamiento permite cocinar la comida creando un semi-vacío en su interior sin necesidad de añadir excesos de agua o aceite, y utilizando baja temperatura.

El agua resta a la comida nutrientes esenciales y el aceite añade grasa innecesaria. Con la baja temperatura y sin agua, los alimentos mantienen sus vitaminas, minerales, textura y sabor natural.

La válvula de la que disponen elimina las conjeturas a la hora de cocinar con poca humedad, preservando los nutrientes y realzando los sabores.

De esta forma al preservar el 93% de los nutrientes (cocina sin agua y controlando la temperatura -85ºC) te ofrece una mejor alimentación.

Todas las recetas que preparo en casa y que encontraréis en El Club están elaboradas con estas unidades, y ¡están muy buenas!

Si tenéis alguna duda sobre Saladmaster estaré encantada de ayudaros y me podéis contactar siempre que queráis.

Nos vemos en El Club.

Comparte:

Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
como-cocinar-sin-toxicos-y-de-manera-antiinflamatoria

Únete al Club

Club para personas con enfermedades autoinmunes

Entra en tu cuenta

5 ideas de: desayuno, comida y cena antiinflamatoria

Suscríbete a la newsletter y te enviaré como regalo 5 ideas de desayuno comida y cena para poner en práctica hoy mismo la alimentación antiinflamatoria.

¡Enhorabuena!

Ya estás un paso más cerca de mejorar tu calidad de vida. 

¿Quieres más?